Saluda del Parroco

“Y a ti una espada te traspasará el corazón”.

Quedan muy lejanos aquellos años del mil seiscientos sesenta y siete, en los que comenzara su andadura la Cofradía de la Soledad de Nuestra Señora, y

que se uniría en mil novecientos cuarenta y tres a la Cofradía del Santo Entierro de Cristo. En breves líneas hemos cruzado hacia el tercer milenio y la tecnología nos permite dar nombre a la Hermandad del Santo Entierro y la Santísima Virgen de la Soledad más allá de los límites de nuestra ciudad de Tarancón, para saltar al ciberespacio de la página web, y que sea conocida por todo el orbe cibernético.

Nuestra Señora de la Soledad llora por el profundo dolor de contemplar a su Hijo muerto, yacente, cumpliéndose aquella profecía del anciano Simeón, y a ti una espada te traspasará el corazón (Lc 2,35). Ante la persona de Jesucristo, el Salvador, se pone de manifiesto la actitud de cada uno de nosotros. Durante los días de la Semana Santa revivimos que en la pasión, muerte y resurrección, cada uno de nosotros ocupamos un lugar elegido u obligado por las circunstancias y nos identificamos con alguno de los personajes. Desde la Madre que sufre, hasta el espectador que se acerca entre la curiosidad y el asombro; pasando por aquellos que lo traicionan…, lo niegan…, lo venden…, lo insultan…, lo agraden…, piden su muerte…, se lamentan…, se lavan las manos… para que así queden al descubierto las intenciones de todos (Lc 2,35).

Que la apertura de esta página web sirva para que todos descubran el fervor de esta antigua cofradía que ha ido dando pasos a lo largo de todos estos años fortaleciéndose, superando las dificultades del día a día, y que coincide la inauguración de esta página virtual con la inauguración de su sede física en las nuevas instalaciones en la calle Cedazo de Tarancón

Alberto Paños Muelas.
Vicario episcopal de zona y Párroco de Ntra. Sra. de la Asunción.

parroquiadetarancon@yahoo.es